PNL, tres tipos de personalidades.

PNL, tres tipos de personalidades

Hoy veremos en PNL, tres tipos de personalidades. Al hablar con una persona podemos tener la sensación de que es honesta, confiable o simplemente mentirosa y poco confiable. Estas sensaciones las tenemos por nuestro subconsciente, que interpreta el lenguaje corporal de las personas y nos informa de lo que ve.

Si  bien todos tenemos esta cualidad, hay personas que son mucho más receptivas que otras, a esta cualidad se la conoce comunmente como “sexto sentido“.

El lenguaje corporal o comunicación no verbal se encarga de estudiar la información que transmitimos sin saberlo. Esta información se produce en milésimas de segundo, por eso es necesario estudiarlo con video grabaciones, para analizar fotograma por fotograma.

Para poder hacer este análisis hay que tener en cuenta que existen tres tipos de personas, cada una con características diferentes en su forma de pensar y de transmitir su lenguaje verbal y corporal.

Los tres tipos de personas son:

  • Cinestésicas o Kinestésicas. 45% de la población.
    Piensan a través de sentimientos. Usan lenguaje relacionado con los sentimientos: siento que no está bien, tengo la impresión de que esto está bien. Son sensibles al tacto y al olfato. Son personas que hacen las cosas despacio. Son personas que se acercan mucho a otras al hablar.
  • Visuales. 35% de la población.
    Piensan a través de imágenes. Usan lenguaje relacionado con la vista: ya veo lo que quiere decir, no lo tengo claro, podríamos enfocar el tema. Son personas que hacen las cosas rápido, ya que las imágenes son rápidas. No se acercan mucho al interlocutor (necesitan ver todos los movimientos).
  • Auditivas. 20% de la población.
    Piensan a través de sonidos. Usan expresiones del tipo: me suena extraño, ya he escuchado lo que ha dicho. Hablan pausados, dan mucha información, y son reflexivos. Se acercan más al interlocutor que los visuales.

En realidad, todos somos a la vez visuales, auditivos y kinestésicos. Aunque predominará una o dos de las formas de pensar. Y sobre todo en momentos de tensión, usaremos la forma de pensar que predomine. Lo ideal es que cuando nos comuniquemos con alguien adaptemos nuestro lenguaje, velocidad y expresiones al tipo de persona que es nuestro interlocutor, así nuestro lenguaje llegará más claro. Por ejemplo formular una pregunta adaptada a la personalidad del otro: ¿Ves lo que digo? (visual), ¿Cómo te suena lo que digo? (auditivo), ¿Cómo te sientes en relación a esto? (kinestésico)

Los Ojos

Como dice el viejo dicho: los ojos son el reflejo del alma. Esto es cierto, ya que los ojos no solo nos pueden cómo es una persona (visual, auditiva o kinestésica), pueden indicar su estado de ánimo y si está diciendo la verdad o está mintiendo.

Estos movimientos que voy a mostrar, pueden ser muy difíciles de percibir, y no son aplicables a todas las personas. El 96% personas usan el movimiento de los ojos según indico a continuación (90% de las personas diestras y un 10 % de las zurdas).

Cuando una persona está mirando hacia la derecha está creando, pero si mira hacia la izquierda está recordado. Si la persona mira hacia arriba está “pensando” imágenes, si mira hacia el centro está “pensando” sonidos y si mira hacia abajo está “pensando” sentimientos. Así se puede construir la siguiente tabla con todas las posiciones donde los ojos estén mirando.

Crear Recordar
Visual
Auditivo
Cinestésico
No es posible crear imágenes, operaciones matemáticas  o razonamiento abstracto sin mirar hacia arriba. Por eso es un error que los profesores corrijan a los niños cuando hacen esto. A veces, por culpa de malos profesores, un niño puede pasar de ser una brillante persona a ser un estudiante mediocre.

La posición de los ojos también está relacionada con la memoria. A veces la falta de memoria de algunas personas se debe a que miran hacia el lado erróneo cuando intentan recordar las cosas.

Parte del empeoramiento de la memoria de las personas al envejecer, se debe a que nuestros músculos ópticos se deterioran con la edad, y por eso movemos menos los ojos, dificultando así el acceso a la información. Esas personas pueden hacer ejercicios con los ojos y su memoria se verá reforzada.

Autor entrada: Sabiens

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *